Pasar al contenido principal

IMPRESIONANTE LISTA DE SACERDOTES VIOLADORES. PARA LOS QUE SIGUEN MIRANDO HACIA OTRO LADO

Lista incompleta de los sacerdotes acusados de pederastas, violadores, corruptos, rateros y demás, en todas partes de México nacionales o extranjeros (que viven en el país).

Luis Acosta Rodríguez, detenido por violación en México, DF Libre bajo fianza.

Nicolás Aguilar Rivera, protegido del cardenal Norberto Ribera Carrera, acusado de más de 80 delitos contra menores.
Prófugo de la justicia se le ha localizado en diversas parroquias en Puebla y Morelos.

Marvin Archuleta, Acusado de pederastia en EU, desde donde fue enviado a México desde 2003. Se ignora su paradero actual.

Heladio Avila Avelar, acusado de abuso sexual de tres menores en 1996, fue juzgado y estuvo preso en Guadalajara por 5 años, al salir fue enviado al centro de recuperación Alberione (casa de seguridad de sacerdotes pederastas) en Tlaquepaque. Paradero desconocido, sigue siendo sacerdote.

Gregorio Bautista Hernández, defraudo en 202 a 1500 indígenas de la Huasteca hidalguense, de la caja de ahorros Regrece, al escapar con su dinero. Se ignora su actual paradero.

Michael Baker, acusado en 1986 de abuso de menores en los Ángeles, el cardenal Mahony lo mando a otra parroquia, en donde siguió abusando de niños y jovencitos. Tuvieron que pagar 1.3 millones de dólares en secreto y Baker, al parecer fue destinado a México.

Gerardo Beltrán, en 1991 abuso de dos niñas en California, fue enviado a México por su diócesis. Gustavo Benson, acusado en 1987 de delitos de pederastia en San Bernardino California. Fue enviado a Tijuana donde al parecer sigue ejerciendo.

Rolando Blasi Villatoro, pederasta en la parroquia de Jesucristo Obrero en Tlalpan, DF. En su casa se cometió un asesinato entre homosexuales. Detenido y libre bajo fianza.

J. Guadalupe Borja de Borbón, pederasta que dirige red de pornografía en Acapulco. Detenido en 1989, sigue ejerciendo con la protección del obispo.

Francisco Bravo Hinojosa, de la orden saleciana, Morelia, Michoacán. Acusado de pederastia solo fue removido de escuela, como es usual. Se ignora su paradero actual.

Samuel Cabot, acusado de abuso sexual de una joven menor de edad en los Ángeles de donde llegó procedente de México, de un asilo de huérfanos, ahí pasó 5 años haciendo de las suyas con niñitas.

Raúl Cabrera, saleciano acusado de pederasta en Guadalajara en 1982, fue transferido a otra ciudad. Se le ubico últimamente en Tlaquepaque, Jalisco.

Gabriel Calderón, párroco pederasta detenido en 2002 en Temixco Morelos. Oficiaba en Tepalcingo, fue detenido y puesto en libertad bajo fianza.

José de Jesús Calvillo, acusado de abusar de varias mujeres en Saltillo, Coahuila fue cambiado a Ciudad Acuña, protegido por el obispo Garza Treviño.

Manuel Esteban Camacho Baruqui, acusado de violación sexual de un joven en 2001. No hay más datos sobre su paradero.

Antonio Camacho, pederasta en parroquia de México, DF. Fue reubicado en EU. No se conocen más datos.

Luis Javier Campos de Alva, pederasta enviado de Detroit USA a México.

Natalio Carmona Guerrero, acusado de abusar de mujeres en Iguala Guerrero en 2005, se ignora su actual paradero.

Alfonso Carmona en 2004 fue acusado de abuso sexual con menores en el CERTEMAC (Centro de Rehabilitación para Toxicómanos) en Metepec Estado de México, donde es director. No hay más datos.

Rogelio Carrillo, sacerdote asesinado en 2003, en Torreón, Coahuila, fue un crimen de homosexuales.

Armando Castillo Salazar, acusado del asesinato del también cura José de Jesús Navarrete en 2003 en Jalapa, Veracruz, en un crimen pasional donde murió la secretaria de la iglesia.

Alejandro Cervantes Gallardo, en Noviembre de 2002 fue acusado de corrupción de 4 menores en Aguascalientes, siendo párroco de Santa Cruz. Fue sentenciado a 4 años.

Jerónimo Chávez Mendoza, acusado en 1994 de violar a un joven en Atizapán, Estado de México. Puesto en prisión pero ya libre solo fue cambiado de templo.

Mario Cimarutti, acusado de abuso sexual de 5 niños en lo Ángeles y enviado a México. No se conoce su paradero.

José Ernesto Contreras Sahún, Muerto en 2005 en Parres Morelos, en un crimen de homosexuales. Al morir se le encontraron 2 coches de lujo y 35 mil dólares en efectivo. Tuvo también relaciones con el narcotráfico. Drogadicto.

Rafael Córdoba, Español acusado de violar a un niño down en 2004; salió libre bajo fianza y enviado a otra parroquia en Guadalajara por el cardenal.

Salvador Coria Mendoza, acusado de acosar sexualmente a un joven de 17 años en 2001, siendo diacono. Se ignora si fue ordenado sacerdote y su actual paradero en México.

Zenón Corrales Cabrera, Nicaraguense prófugo de Matagalpa, donde fue acusado de violar a una joven en 1998. Trasladado a Texcoco, Estado de México, fue localizado y denunciado por la revista Proceso.

Humberto Covarrubias R. Acusado de violar a una joven de 14 años en el Naranjo San Luis Potosí, fue trasladado a otra parroquia, protegido por el obispo de Ciudad Valles, Octavio Balmori.

Gustavo Cuello, pederasta en Texas, fue enviado a México en 1998. Sigue oficiando.

Lorenzo Cuellar y Ernesto Ramírez, sacerdotes acusados de asesinar en 2003 al alcalde Xalpotlahuac, Guerrero. La iglesia se negó a entregarlos a la justicia. Al parecer sí fueron juzgados y puestos en prisión.

Padre Chinchachoma Alejandro García Duran, Muerto en 1999 se descubrió que tenía un hijo. Escolapio. En su casa hogar se dieron cuatro suicidios a su muerte.

John Daley Wallace, acusado de abuso sexual de un niño en los Ángeles. Fue enviado a México.

Servando Dávalos, salesiano acusado de abuso sexual contra niños, en Morelia. Trasladado a otra ciudad.

José Luis de María y Campos, acusado de abusar de 3 menores en León, Guanajuato. Su caso fue enviado a Roma para que lo separaran del sacerdocio.

Javier Díaz Rivera, pederasta, acusado en 1992 donde amenazo con una pistola a un obrero que le reclamaba. Enviado a Nueva York, regreso a México en el 2004 a oficiar en el templo de Santa Cecilia.

Roberto Duran Camiña, franciscano. Acusado de pederastia en Tlaxcala, fue detenido y puesto libre bajo fianza. Solo fue removido de Cholula a otra parroquia.

Salvador Francisco Domínguez, enredado con una mujer la obligó a abortar 2 veces antes de hacerla madre de una niña. Protegido por el arzobispo de Morelia, se le cambió hasta 3 veces de parroquia. Atropello y mato a una señora.

Jesús Armando Domínguez, abusador de niños y mujeres en San Bernardino, California, huyo a México en el 2005, donde se encuentra escondido y ejerciendo.

Fernando Espinosa, vive en Chihuahua en concubinato. Protegido del obispo ejercía como director del periódico oficial de la diócesis.

José Fernández Artega, arzobispo de Chihuahua, impuesto por Prigione, vive en la opulencia. Autoritario y corrupto. Ni sus curas lo toleran.

José Manuel Fernández Amenábar, acusado en 1994 de pederastia. Rector de la Universidad Anáhuac y violado por Maciel, según el testimonio de otras víctimas.

Manuel Fernández, acusado de pederastia en San Antonio Texas, Se llegó a un acuerdo financiero con la víctima.

Emilio Ferrosa, involucrado en 2002 en un asesinato de homosexuales, en Tijuana se ignora su paradero.

Emilio Ferruzca, involucrado en la muerte de Juan Carlos N., un homosexual que lo visitaba. Ocurrió en Tijuana en 2002. Se desconoce su paradero.

Jorge Ignacio Flores, asesinado en Torreón en 2001, por otros homosexuales a los que contrataba como prostitutos.

Marco Antonio Crispín Flores, asesinado en crimen pasional de homosexuales en Iguala Guerrero.

Alfredo Gallegos Lara, conocido en Chucándiro, Michoacán como el padre pistolas, se ha distinguido por borracho, mujeriego y defraudador. Al parecer fue retirado del culto.

Fidel Galván, acusado por la feligresía de mujeriego y corrupto en Monterrey, en 2005. Ha hecho negocios cobrando un dineral por sus servicios.

Lucas Galván, pederasta. Parroquia de N.S. del Sagrado Corazón de Jesús en el DF. Ataco a una niña de 11 años. Enviado a una parroquia en Denver, USA.

Enrique Galván Trejo y Fernando González, sacerdotes acusados de fraude en los Reyes la Paz, Estado de México. Por timar con una presunta campaña anticáncer.

Francisco Garay, acusado de vivir en concubinato. Chihuahua, 2005.

Cristobal García, refugiado en México por haber sido acusado en de pederasta en California.

Pedro García, acusado en los Ángeles de abuso sexual contra un joven, fue enviado a México.

Edgar Gaudencio Hidalgo, deportado a Italia acusado de pederastia en México e Italia 2002.

Carlos González González, 2004, San Luis Potosí, marista, director del instituto potosino. Acusado de abuso sexual con adolescentes. Salio libre bajo fianza y sigue siendo sacerdote.

J. Luis González de Jesús, detenido en 2006 por pederasta. Libre bajo fianza.

María Esther Guevara P. Monja acusada de abusar sexualmente de 12 niñas, en el orfanato de Aguascalientes.

Denise Guilles, violador pederasta. Acusado y detenido en 2003 en Querétaro.

Javier Gutiérrez, ejerció su pederastia en Tijuana, Nápoles y Alaska. Investigado por el FBI. Se ignora su paradero.

Juan Manuel Gutiérrez Guerrero, saleciano, acusado de solapar a pederastas, en la casa hogar del niño en León, Guanajuato.

Vicente Guzmán, trasladado de su diócesis a México. Pederasta. Fallecido.

Matías Heider Jaimes, acusado de pederasta en Tepic en 2007, salió libre bajo fianza. Solo fue cambiado de parroquia.

Hasta aquí la mitad de la lista, es tan extensa que es imposible presentarla en una sola entrega.

Lista incompleta de curas delincuentes.

¿Son los criminales elegidos de Dios?

La iglesia se considera como una gran familia, obligada (dicen) a proteger a sus miembros, privilegios fueros y riquezas. Nada les importan los fieles, para ellos son poco menos que animales que sirven para mantener a los religiosos, aportar dinero
a sus congregaciones y en caso necesario presionar política y socialmente a un gobierno.

Textos tomados del libro ¿Sería Católico Jesucristo? De Eduardo del Río “Riuz” editorial Grijalbo.

desarmador politico

Corte de EEUU ordena ventilar casos sexuales de franciscanos a menores
Friday, October 01, 2010 | abuso infantil, celibato vs pedofilia, Encubrimientos del Vaticano, Franciscanos | 0 commentarios »
LOS ANGELES (AP) — Una corte de apelaciones de California determinó el jueves que los expedientes psiquiátricos y otros archivos confidenciales de frailes franciscanos acusados de abuso sexual deben ser divulgados.

La decisión, esperada desde hace tiempo, podría agilizar la difusión de documentos similares sobre decenas de sacerdotes y figuras religiosas en relación con otros casos.

Salvo que la Corte Suprema de California atraiga el caso, el fallo de la Corte de Apelaciones del 2do Distrito implica la revelación pública de millares de páginas de archivos sobre seis frailes indiciados de abuso sexual en los próximos meses.

La decisión también podría influir en los jueces de Los Angeles y San Diego que deben pronunciarse sobre cuánto material divulgar de los archivos confidenciales de sacerdotes católicos y laicos involucrados en arreglos extrajudiciales por varios millones de dólares en esas diócesis.

"Todos los ciudadanos tienen un interés imperioso en saber si una institución prominente y poderosa ha encubierto en secreto décadas de abuso sexual reveladas en expedientes psiquiátricos de consejeros que siguieron teniendo contacto íntimo con niños vulnerables mientras recibían tratamiento por sus tendencias hacia el acoso infantil", expresó la corte en su opinión.

Los archivos podrían contener expedientes de las sesiones de los frailes con terapeutas y psicoterapeutas, documentos de procedimientos disciplinarios y situación laboral, y trámites de expulsión del sacerdocio, lo cual tiene la posibilidad de mostrar cuánto conocían los franciscanos de la conducta de sus subalternos y cuándo lo supieron.

Los abogados de los franciscanos y de los frailes en particular han alegado que los documentos estaban protegidos contra la revelación pública por el derecho a la intimidad que deben tener los pacientes cuando ven a un médico o un terapeuta.

Pero la corte consideró que ese derecho se desvaneció cuando miembros de la jerarquía franciscana vieron los documentos para tomar mejores decisiones sobre reportes, medidas disciplinarias y otros asuntos administrativos sobre personalidades religiosas que estaban bajo sospecha de abuso, explicó un abogado demandante, Tim Hale, en Santa Bárbara.

Brian Brosnahan, un abogado de los franciscanos, no respondió por lo pronto un telefonema ni un correo electrónico hechos fuera del horario laboral.

Sin embargo, un litigante de los frailes, Robert Howie, dijo que el fallo priva a la Iglesia —o a cualquier otra organización que trate con niños— de un mecanismo para averiguar si hay abusos sin poner en riesgo al presunto abusador.